Lunes 12 noviembre 2018

Lunes 12 noviembre 2018

Logo Revista Espacios

Antiguo tajo renace como atractivo turístico

Anfiteatro De Villa y Cavernas del Virilla están abiertos al público

Autor: Melissa González | Publicación: Jueves 08 noviembre, 2018

Benoit Dessard Chevalier, impulsor. Esteban Monge/Estilo Ejecutivo


Un antiguo tajo ubicado en el límite oeste de la Zona Industrial en Ciudad Colón, se convirtió en una obra sin igual en el país.

Lea más: Derroche de sensualidad

Esta belleza arquitectónica, cerrada hace 25 años y hoy abierta al público, se denomina Anfiteatro De Villa, y goza de una vista hermosa sobre el cañón del río Virilla.

El diseño se hizo respetando la topografía y priorizando la vegetación en todas partes, además se colocaron esculturas de estilo clásico en mármol, bronce o resina.

“El tajo fue usado por una planta de asfalto que dejó el terreno en un estado lamentable de contaminación. Por su belleza, nos pareció obvia la obligación de primero descontaminar el sitio y ver la forma de abrirlo al público”, comentó Benoit Dessard Chevalier, su impulsor.

Se buscó aprovechar cada rincón con potencial como terraza-mirador, así como senderos.

Lea más: Sebastián Ayala: La pasión que lo llevó al lettering

“El concepto original fue la tropicalización del arte de estilo clásico europeo, se puede descubrir la famosa fuente de Trevi de Roma en Italia, teniendo como fondo una pared alta de material volcánico con helechos”, comentó.

Otro de los grandes atractivos son las cavernas, que cuentan con una red de 500 metros de pasillos que unen siete salones a más de 40 metros bajo tierra.

Los estudios geofísicos previos confirmaron la factibilidad gracias a la naturaleza y condiciones del material de origen volcánico llamado ignimbrita, una roca similar a la que se encuentra en las cavernas y redes subterráneas de Capadocia en Turquía.

La sala más importante de las cavernas es una capilla de estilo medieval, con su ábside y su cripta; además cuenta con murales del artista y restaurador costarricense Nelson Araya, de Palmares.



Notas Relacionadas


Notas Anteriores