Logo Revista Espacios

Domingo 22 septiembre 2019

Conozca más del “neuromarketing” de la mano de Néstor Braidot

Autor: Luis Alejandro Meneses | Publicación: Lunes 30 julio, 2018


El reconocido doctor Néstor Braidot es uno de los principales exponentes de las neurociencias a nivel mundial, ¿cómo aplicar esto en las empresas mediante el “neuromarketing”? 
Estilo Ejecutivo conversó con él sobre este tema para que nos ampliara más al respecto. 

ENTREVISTA

¿Cómo hacen las empresas para ir adaptándose a esos cambios y en el proceso de incorporar el “neuromarketing”?
Todo comenzó un poco más atrás, cuando en la década de los 90 aparecieron tecnologías que nos permitían observar un ser humano vivo. El “neuromarketing” surge como consecuencia de que en la neurociencia médica, a partir de la de década de los 90, se empezaron a utilizar resonadores y tomógrafos que permitían ver un cerebro funcionando, entonces significa ver un cerebro vivo. Había que esperar que la persona muriera para estudiar su cerebro, de hecho el de Einstein, en su muerte se repartió por el mundo para descubrir el secreto de su inteligencia y no se descubrió demasiado por ser un cerebro muerto. Entonces la primera etapa fue la repercusión que en la neurociencia médica ocurrió a partir de esas posibilidades de investigación. 
 
Al principio fue una resistencia muy grande. Luego las empresas, tal vez con las dificultades, empezaron a buscar cosas diferentes, cosas nuevas y las primeras instancias fueron así... Me decían te creo pero junta la investigación neuro y hacelo tradicional. Fue ahí donde comenzamos a comparar personas, empezaron a comprender del tema y aceptaron. Hoy estamos en una etapa muy avanzada en muchos países, donde el nivel de demanda de estos temas es altísimo. 
 
Hay compañías hoy en día, en diversos países —incluido Costa Rica— donde la conducción del “neuromarketing” se está desarrollando. 
Pero también es cierto que se ha desarrollado muchísimo la técnica del “neuromanagement”, cómo conducir una empresa, cómo decidir exitosamente e incluso cómo desarrollar más inteligencia y ahí enfocarse específicamente en el ser humano, no solo en el directivo, en el profesional, sino en el que desarrolla funciones operativas.
 
¿En cuanto a Costa Rica, cómo ve este tema tan desarrollado?
Aquí hay varias cosas que tengo que decir a nivel mundial, yo trabajo distintas cosas en muchos países y por un lado hay algunos que están en la punta de la investigación, como Alemania, Inglaterra, algo Estados Unidos, es decir, están aportando con recursos a estas investigaciones para producir conocimiento sobre el tema. Hay otros que tienen un cierto nivel de retraso, pero lo que he notado es que en Centroamérica, particularmente en Costa Rica, hay un grado de avidez por estos temas que es más significativo, yo vivo en España y hay más interés en este país que en España, hay más flexibilidad, utilidad de gente para esto. 
 
¿Cuál es la proyección para que sea una necesidad en las empresas?
No voy a decir un año, pero ya se aplica y en la formación de futuros profesionales.
 
Creo que es un tema que tiene como problema, ver en las empresas esa formación pero se necesitan fórmulas para mayor facilidad.
 
La dificultad de metodología es que las cosas cambian y a veces se mantienen las soluciones de años atrás o la directriz del dueño de la empresa, pero cuando deja de trabajar queda en nada.
 
Lo que hay que aprender es crear fórmulas para la forma de resolver y no la respuesta.
 
Se necesita gente que renueve, actitud de cambio y eso es lo que se está buscando, porque tu comprador, tu país, tu mercado va a cambiar. Entonces se necesita gente que sepa entender este cambio, no gente rígida que solamente tienda a una misma solución para todo.
 
Estamos en una era diferente, porque hay un cambio sustancial en el hecho de que tú puedas leer el cerebro humano. Existen descubrimientos de que el cerebro de la persona se activa empezando una tendencia de respuesta antes de ser consciente de la pregunta y la predicción de la respuesta. Las decisiones se adoptan porque se tiene una memoria. Eso es lo que condiciona para el comportamiento.
 
Entonces el “neuromarketing” tiene que acumular memorias en el mercado positivamente asociadas con tu marca o producto para que cuando haya un estímulo se asocie a la marca o producto. 

 

Notas Anteriores